Consejos básicos para alargar la vida de las baterías

La batería es un elemento esencial en los barcos. Desde el momento en que llegamos y soltamos amarras hasta la vuelta y atraque en pantalán, las baterías nos suministran la energía eléctrica necesaria para poner en funcionamiento desde el motor hasta el equipo electrónico. Está más que justificado que le prestemos atención a su mantenimiento, lo que permitirá rentabilizar las baterías. Un correcto mantenimiento y recarga puede hacer que una batería de barco dure cinco veces más.

Banco de baterías

Banco de baterías

Estado de las baterías

El estado en que conservemos nuestras baterías es directamente proporcional a su vida útil. Ese estado depende de la carga y descarga a la que esté sometida. Especialmente las descargas bruscas son las que más afectan a la capacidad de las baterías y su vida útil. Para que te hagas una idea, descargar las baterías por debajo del 50% supone un varapalo que recorta su vida de forma drástica.

Actualmente disponemos de equipos de control de baterías. Lo que se ve es una pantalla que indica en todo momento el estado del bloque de baterías y la proporción de carga. Una batería en óptimas condiciones de uso se encuentra próxima al 100% de su capacidad de carga. Eso supone que es capaz de suministrar una corriente de 12,6 voltios, aproximadamente. El consumo de los equipos eléctricos y el déficit de carga merman esa capacidad. Por ejemplo, la misma batería al 50% de carga suministra 11,2 voltios y completamente descargada no suele llegar a los 11,8 voltios. Los fabricantes de baterías recomiendan cargar las baterías para evitar que su capacidad baje del 50%, lo que redunda en una drástica disminución de su vida útil.controlador de baterías náutico

La alternativa más económica al controlador de baterías es un simple voltímetro. Muchos barcos cuentan con uno fijo integrado en el panel de instrumentos, pero también te puedes hacer de un voltímetro digital y comprobar el estado de las baterías de forma fácil y económica. Lo que debes tener en cuenta es que nunca es recomendable que se encuentre la potencia por debajo de los 12,2 voltios.

Reducir el consumo

Desde luego una muy buena forma de rentabilizar una batería es reducir el consumo. Y en esto todos podemos aportar consejos. Desde no dejar luces innecesariamente encendidas, cambiar las lámparas por bombillas LED, desconectar los equipos electrónicos, dejar desenchufada la nevera. Algo tan sencillo como traer de casa un par de botellas de agua congeladas y meterlas en la nevera supone un gran ahorro de energía y contribuye a no sobrecargar las baterías.

Tampoco es nada bueno que las baterías estén sobrecargadas por tener un amperaje demasiado ajustado al consumo que deben atender. Los fabricantes de baterías recomiendan que la batería tenga una capacidad de amperios igual a tres veces el consumo diario. Para calcularlo tan solo debes sumar la cantidad de amperios por hora que consumen el conjunto de equipos instalados a bordo, multiplica el resultado por 24 horas de un día y de nuevo triplícalo. Ese dato es el recomendable que debe tener el conjunto de baterías del barco.

Curvas de descarga de una batería de 80 Ah C40

Curvas de descarga de una batería de 80 Ah C40

Eso para empezar, el resto de medidas que puedes tomar para optimizar la vida útil de las baterías de tu barco y economizar el consumo lo vamos a ver en otro post.

Síguenos en Twitter @NavegarCom.

Comparte esta información

¿Te ha gustado el Post?

¿Quieres recibir un resumen semanal con nuestras últimas publicaciones?

 

Deja un comentario

(*) Required, Your email will not be published