A la venta el mayor yate “made in Spain”

Se vende megayate de 59 metros de eslora, con piscina, ascensor exterior panorámico, cinco cubiertas, camarotes para 19 tripulantes y 12 pasajeros, incluido el camarote del armador de 60 metros cuadrados. Razón: Astilleros Rodman.

y102 yate

Así podría ser el cartel del yate Y102 (nombre provisional) que hace poco ha llegado a los astilleros Rodman para su conclusión y posterior venta. Aunque no es el único gran barco al que la factoría gallega busca armador. Además cuenta con la estructura inconclusa de un motovelero de 150 metros.

El yate debería llevar más de 5 años navegando y en su popa debería llevar escrito el nombre que le dio el armador original, Núfer II. El incitador del proyecto fue el empresario naviero Fernando Fernández Tapias, sin embargo, ahora el barco pertenece a un consorcio naval tras la renuncia del armador a hacerse cargo de él, a tenor de la consabida crisis.

Con seis años de retraso y una factura que supera los 36 millones de euros, el Y102 es el mayor yate construido íntegramente en España. El proyecto original nació en la Factoría Naval Marín, antes de que la situación económica diese un fuerte varapalo a la boyante industria naval de recreo. Aquel barco ahora tiene una segunda ocasión de surcar las aguas a 17 nudos, su velocidad de crucero, y hacer las delicias de algún armador ávido de navegar (ahora que para algunos los brotes verdes ya comienzan a ser ramas fuertes).

El Y102 se “rebautizará” ocho años después de que se iniciara el proyecto, esta vez con la firma de Rodman en su casco.

Velero de 150 metros a la venta

El megayate Y102 no es el único que espera a un armador dispuesto a gobernarlo en el muelle de Rodman. Recientemente ha llegado a las instalaciones navales otra gran pieza procedente de la antigua factoría de Marín. Se trata del Sea Cloud Hussar, un motovelero con una eslora equivalente a un campo de fútbol y medio.

En la actualidad el armador accidental es Bankia, por ser el avalista de un proyecto tan grande como sus cifras. El casco inacabado se comenzó a construir en 2008. Según el diseño original el velero contará con 28 velas que suman 4000 metros cuadrados. Vendría a ser la imagen moderna de un buque del siglo XVIII.

El velamen permitirá navegar a 12 generosos nudos, y si estuviésemos en otra época, el “carajote” sería el primero en ver tierra, gracias a la guinda establecida en 58 metros. La nave necesita de 92 tripulantes para navegar, dando cabida al pasaje en 69 camarotes forrados de caoba, además de tres hermosas suites y un restaurante de lujo.

Sea-Cloud-Hussar-

Cuando esté concluido, tarea que podría realizarse en las instalaciones del Grupo Rodman, será el mayor yate a vela del mundo (aunque su reinado seguro que dura poco).

Esperemos que pronto ambos buques encuentren propietario y los trabajos para concluirlos den vida a la industria naval, ahora con las miras puestas en otras disciplinas.

Comparte esta información

¿Te ha gustado el Post?

¿Quieres recibir un resumen semanal con nuestras últimas publicaciones?

 

Deja un comentario

(*) Required, Your email will not be published