Consejos. Pruebas de mar antes de la compra. Parte I.

Las pruebas de mar de un barco es la mejor manera para comprobar el estado de la embarcación. El comprador y futuro armador asegura el funcionamiento de todos los sistemas en unas condiciones de pruebas, lo más próximas a la realidad que se pueda.

Incluso, las pruebas son de utilidad para todos los profesionales que participamos, para validar una reparación de un equipo, una reinstalación de un sistema, ó una simple búsqueda de fallos que permita identificar el origen de una avería.

 

Pruebas de mar

Objetivo.

Uno de los principales objetivos de las pruebas de mar de venta es comprobar que todos los sistemas funcionan conforme a los requisitos que el vendedor dice que los sistemas del barco poseen. Las pruebas de mar pueden diagnosticar posibles problemas incidentales.

Valor añadido de las pruebas.

Muchos vendedores, capitanes y mecánicos son reacios a operar el barco en condiciones extremas durante las pruebas de mar. Incluso, muchos armadores que ya son propietarios del barco y que nos contratan como consultores para inspeccionar y peritar el estado de una embarcación se oponen, para evitar la responsabilidad en caso de fallo.

Sin embargo, si algo falla ó rompe, será SIEMPRE mejor que lo haga durante las pruebas y no justo después de la compra, durante una navegación en condiciones meteorológicas adversas ó incluso en ubicaciones más remotas sin el apoyo que tienen por la presencia técnicos e  ingenieros en las pruebas.

Mecánica.

Desde el punto de vista mecánico, se debería comprobar visualmente que no haya ninguna fuga ni vibraciones excesivas en motor: carter y bloque, así como medir las revoluciones con un tacómetro estroboscópico.

En los escapes, es importante comprobar visualmente los conductos y medir las temperaturas de gases, incluso si es posible, poder medir  la contrapresión en el escape.

Motor

Motor

 

Se debe comprobar el sistema de gobierno, los acoplamientos de los ejes, el reductor, los componentes del sistema de regulación del motor, etc.

Termografía en un motor

Termografía en un motor

 

En la parte electrónica, se debería poder tener acceso a los registros de alarmas y parámetros de operación del motor principal, para comprobar primero, que el sistema de alarmas funciona correctamente, y que el motor funciona dentro de sus límites operacionales.

Tanques.

La condición de pruebas ideales es la embarcación con tanques de combustible, agua dulce y aguas residuales llenos ó como mínimo, medio llenos.

El grado de llenado de tanques no influye en la carga del motor propulsor, salvo en las embarcaciones de alta velocidad con semi-planeo, pero pueden revelar pérdidas en los sistemas, por ejemplo en el caso de que existan oxidaciones con grietas de importancia en la parte superior de los tanques de combustible, que sólo se evidencian por fugas con el llenado al 100% de los mismos.

Tras las pruebas de mar, se deberá comprobar el nivel de los tanques de aceite y botellas de refrigerante, por si ha habido una bajada que pueda indiciar un consumo del sistema ó fuga.

Comparte esta información

¿Te ha gustado el Post?

¿Quieres recibir un resumen semanal con nuestras últimas publicaciones?

 

Deja un comentario

(*) Required, Your email will not be published