Cambio del filtro y el aceite de un motor marino

Al igual que cualquier sonido anómalo en el motor de un coche despierta la atención de su conductor, un motor marino requiere de la máxima atención de su patrón para dar todo de sí. Realizar el mantenimiento del motor de nuestra embarcación de recreo nos ayuda a conocer todos los pormenores de la nave y forma parte de las tareas de un buen patrón. Todo capitán conoce su barco como la palma de su mano. A razón de esto en navegar.com venimos publicando algunos consejos para el mantenimiento del barco y el motor de la embarcación. En una entrada anterior vimos el mantenimiento y cambio del filtro decantador de agua. Ahora le tocan a dos elementos claves de todo motor marino: el aceite de lubricación y el filtro de aceite.

AZIMUT 80-02

Elección del aceite

La elección del aceite para el motor de nuestra embarcación no debe entrañar más dificultad que consultar en el manual de la máquina para conocer la recomendación del fabricante. En este aspecto no es aconsejable hacerse el valiente. La voz del fabricante puede, o no, responder a criterios subjetivos respecto a la marca, pero siempre responde a criterios técnicos respecto a la graduación del aceite.

El aceite para motor marino puede ser monogrado o multigrado. La diferencia es que el aceite monogrado tiene un rango de viscosidad muy concreto en el que el lubricante mantiene sus propiedades. Lo más usual es el aceite multigrado, atendiendo a la clasificación SAE (Society of Automotive Engineers), o Sociedad de Ingenieros de la Automoción, en la traducción española.

La viscosidad del aceite lubricante de motores marinos influye en su comportamiento y es función de la temperatura. Un aceite marcado con SAE 15W-40, significa que tiene un grado de viscosidad 40, no que esté pensado para utilizarlo a 40 ºC. Mientras que la letra W indica la viscosidad a temperaturas bajo cero.

Cómo y cuándo hay que cambiar el aceite

El cambio del aceite del motor marino debe responder a los criterios del fabricante del motor. Sin embargo, el cambio de aceite se tiene que adelantar cuando el motor trabaja a revoluciones elevadas durante mucho tiempo y se puede alargar cuando suele navegar a bajas revoluciones. El criterio del fabricante se refiere a un ritmo de funcionamiento próximo a la velocidad de crucero de la nave.

Para realizar el cambio del aceite del motor hay que contar con una bomba de succión. La manguera de que esté dotada se introduce por el orificio destinado a albergar la varilla de medición del nivel y se procede al vaciado. En todos los motores se aconseja que la máquina tenga una temperatura media, para que el fluido circule con mayor facilidad.

La extracción del aceite usado es la oportunidad para examinar el estado interior del motor. La presencia de residuos metálicos es la señal de alarma de que hay piezas que no realizan un correcto movimiento, estando sometidas a roces.

Cabe destacar que los aceites procedentes de la máquina del barco están sujetos a la normativa MARPOL, y por tanto deben ser depositados en los lugares convenidos, tal y como comentamos al hablar de las basuras y vertidos en la mar.

Cambio del filtro de aceite

Una vez vaciada la totalidad, o casi, del aceite lubricante es el momento de proceder a cambiar el filtro de aceite. No obstante, el cambio de filtro se puede alternar cada dos cambios de aceite, siempre y cuando se utilice un aceite de similares características y no se hayan apreciado restos metálicos en el aceite sucio. El filtro de aceite retiene en sus paneles las esquirlas metálicas que se desprenden del funcionamiento del motor. Para extraerlo suele ser necesario contar con una llave de abrazadera ajustable al diámetro de la pieza. No así para colocar el nuevo, que bastará con la fuerza de la mano para que quede firme en su lugar.

La oferta de filtros de aceite para motores marinos es amplia. Desde los filtros de bloque en los que todos los elementos están integrados en una pieza, a los filtros de cartucho en los que solo es preciso cambiar el cartucho extraíble.

La posición del filtro en el motor suele ser tal que permite extraerlo lleno de aceite sin provocar el derrame en la sentina, que traería como consecuencia el limpiado del fondo. Así mismo, esa posición permite colocar el filtro limpio lleno del aceite nuevo, evitando que se puedan producir vacíos en el circuito.

Colocado el filtro, al que nunca se ha de apretar con la llave para su instalación, se procede a concluir el llenado del cárter con el nuevo aceite. Siempre teniendo la prudencia de que el nivel esté entre el mínimo y máximo aceptable para la máquina. Tanto el exceso como el defecto de aceite tienen nefastas consecuencias mecánicas. El paso siguiente incluye la puesta en marcha del motor durante unos segundos, apagar y comprobar el nivel de aceite. Es preferible rectificar porque nos hayamos quedado cortos, a que nos hayamos pasado.

Comparte esta información

¿Te ha gustado el Post?

¿Quieres recibir un resumen semanal con nuestras últimas publicaciones?

 

One Response

Deja un comentario

(*) Required, Your email will not be published